miércoles, 25 de abril de 2007

Ingredientes del pasticho




El nombre de este blog me parece muy pertinente. Sobre todo porque me recuerda el famoso pasticho de la madre del "hijo". Una pieza culinaria con una fama equivalente al "Santo Grial" (por aquello de lo divino y legendario y los pocos elegidos que han logrado degustarlo).


Informo que a estas alturas de la vida yo JAMÁS lo he probado (seh seh seh... ya sé que nunca estoy en Caracas y blah blah blah... pero querer es poder y si hasta ahora no lo he probado es por falta de voluntad... y por no querer ser entrometido).


De los ingredientes llamados a formar parte de este exprimento culinario de letras me atrevo a identificar los siguientes:

1) Es obvio que la masa sería el chamo del 114, ese que nos convocó y que se convierte en el emsamblaje del plato.

2) Las quetecotoperéquicas serían algo así como el pedacito de "Dandy" o "Nucita" que algún carajito (o carajita) travieso (o traviesa) metió (o derramó) entre las lonjas mientras los demás fingíamos (o fingíamas) que no veíamos (o veíamas) lo que hacían (ya me callo). Ellas son el pedacito dulce, incoherente, valiente y original de la vaina.

3) La Cariaquito Morado... fácil... ella es la carrrrrrrrrne... o el queso crema porque está "ricota"... (ojo: no sólo en el sentido que ustedes están pensando pervertidos... lean los textos de su blog, verán que se enriquecen con sus letras).

4) Arrianita es el decorado, ese pedacito verde que parece completamente innecesario pero que una vez ubicada su presencia da el toque de distinción, el toque de arte, de estética... con los ojos también se come (y mucho!)

5) Si dentro del pasticho hubiera algún ingrediente capaz de registrar todo lo que se hace, la forma en que se cocina y llevarlo a la pantalla para un documental... ése ingrediente sería el muvimeiquer.... es un hecho!

6)Luis Carlos es el pana que huele el pasticho pero mira por la ventana en lugar de dedicarse a comer, el carajo está demasiado entusiasmado con lo que pasa en el resto del mundo (digital y real) como para formar parte de la joda... cuando toma conciencia de ello, se detiene, le echa un mordisco al plato y le pone su toque de pimienta. El toque que faltaba.

7)El "hijo" es el que se ríe viendo cómo se cocinó esta vaina y cuando estuvo listo le dio ladilla comer y se fue a aomorzar a casa de su mamá porque ese pasticho es más sabroso.

8)Finalmente quien escribe estas líneas es el ingrediente que faltó. Cuando alguien pruebe el pasticho y diga: "¿Sabes qué le habría quedado bien a esto? Un toquecito de vino". En ese caso yo soy el vino, o el ron, o el "sefue" o cualquier otra cosa que haya faltado pero que con sólo imaginarla ya comienzas a saborear como si fuera uno de los ingredientes. El motivo de ello es sencillo: Nunca estoy, pero me gusta hacerme sentir.


Se les quiere mucho...

6 comentarios:

hijo dijo...

miserable, todos son ingredientes menos yo. no hay agua de la casa para ti. te paso la cuenta

Manto dijo...

Y, después de todo, insistes en que conmigo no existe el suspenso... Aún no aparezco, pero espero que me incluyas, al menos, como la que adereza el pasticho con la "ricetta originale". Porque, al fin y al cabo, ¿quién mejor que yo para hacerlo?

Acuario Escritor dijo...

Aquí entre nos: Yo me atrevo a afirmar que "manto" es la que inventó la receta del pasticho que hace la mamá del "hijo".

Hijo:... me declaro culpable y espero la cuenta (love...)

La Maga Despeinada dijo...

Hablemos claro, yo ni cocino pasticho ( a menos que sea en campamento) y no me invirtan para las fiestas en la guaira en casa del chamodel114 ni para maracay a casa de acuario.

Sin embargo, heme aquí, y por lo demás seguramente seré la que compre la coca cola, porque pasticho con vino en realidad me da calor.

(Acuario a ti ni te doy por que vos no te acordás de mí)

Le guardo un puetico a litro que me enteré ayer que está incomunicado en el Táchira pero que seguro se unirá al club en cuanto vuelva a la civilización.

Gracias... totales

Nina dijo...

Acuario, te mandaron a decir que no me piropees porque soy una agrandada y me lo creo. Un beso escrito

Acuario Escritor dijo...

El otro día pasé por el supermecado. Quería un poco de magia despeinada para el plato que estaba cocinando, pero la escaséz en los anaqueles era evidente. Cuentan que vino una secta y se la llevó por completo, hay que pescar ese ingrediente cuando está en el supermercado. Por otra parte, me agrada bastante la idea del pasticho con Coca Cola... y con un toque de magia sería mejor.